Reforma judicial | Alberto Fernández relativizó la ‘enmienda Parrilli’ contra los medios: «Es un agregado casi ocioso»

El cambio dispuesto en el proyecto en comisiones del Senado obliga a los jueces a denunciar cuando reciban supuestas «presiones mediáticas». Fue impulsado por el senador kirchnerista.

Fernández criticó a quienes se oponen a la reforma judicial (Foto: Presidencia).

Alberto Fernández relatizó la llamada «enmienda Parrilli», la polémica modificación en el proyecto de reforma judicial para ir contra los medios impulsada por el senador Oscar Parrilli, que responde a la vicepresidenta Cristina Kirchner. El Presidente consideró que el cambio realizado a último momento en la iniciativa en comisiones del Senado «es un agregado casi ocioso». Esta cláusula busca condicionar al periodismo y forma parte de la propuesta que obtuvo dictamen y se trata esta semana en el Senado.

El dictamen incluyó un nuevo inciso al artículo 72 del proyecto. Se trata del inciso E, que en su versión original era el artículo 70, que obliga a «comunicar en forma inmediata al Consejo de la Magistratura cualquier intento de influencia en sus decisiones por parte de poderes políticos o económicos, miembros del Poder Judicial, Ejecutivo o Legislativo, amistades o grupos de presión de cualquier índole, y solicitar las medidas necesarias para su resguardo». A esta lista de grupos de poder el dictamen le incluyó la palabra «mediáticos».

Para el Presidente la modificación «no cambia nada el sentido de la norma y es un agregado casi ocioso porque es casuístico». Dijo que esto se encuentra «incluido dentro del concepto de poderes económicos» y que el proyecto establece que los magistrados deben «respetar las reglas de conducta que enumeran situaciones que puede vivir un juez y pueden alterar el sentido de la Justicia».

Explicó que de acuerdo a los cambios en la propuesta los jueces «deberán informar al Consejo de la Magistratura» cuando en su consideración atraviesen situaciones en las que se consideran en las que están «condicionados». Consideró que se trata de «situaciones donde esa presión altera» la capacidad de decidir y que el objetivo es «garantizar la asepsia» en los procesos judiciales.

Fuente: TN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *